El capitán Fernando Soto, un verdadero héroe nacional

El capitán Fernando Soto, un verdadero héroe nacional

- in Nacionales
0

Cuando hablamos de héroes nacionales en Honduras son muy pocos, como nuestros próceres que lucharon por nuestros ideales e independencia, o personajes que pelearon por defender nuestro territorio nacional en una batalla, así como sucedió hace 50 años en la denominada guerra “del fútbol” contra El Salvador, en la cual se destacó un gran hondureño, como lo fue el capitán Fernando Soto Henriquez, catalogado como el “Top Gun” más grande de latinoamérica.

El capitán Soto fue uno de los pilotos más grandes que ha estado en la Fuerza Aérea Hondureña (FAH). Su labor tan heroica se produjo el 17 de julio de 1969, cuando a bordo del avión FAH-609, derribó tres corsarios enemigos en tan solo cuatro horas, bombardeando también el puerto de Acajutla y el de Cutuco en El Salvador, un hecho que ningún piloto del continente y del mundo ha igualado.

De acuerdo a los hechos acontecidos, el capitán Soto acudió rápidamente a una llamada de auxilio de otro piloto amigo que era perseguido por aviones salvadoreños. El  capitán llegó inmediatamente, y  estando en el lugar, derribó los aviones enemigos, siendo uno de ellos un Cavalier F-51, con matricula FAS-404, piloteado por el capital Douglas Varela.

Posteriormente el otro avión vencido por el piloto hondueño era un FG-1D, quien era piloteado por el capitán Salvador Cezeña, el cual logró eyectarse de su avión, tirándose en paracaídas. Momentos más tarde, otro avión salvadoreño perseguía y disparaba con metralla al capitán Soto, pero el héroe hondureño, haciendo uso de sus grandes habilidades, logró esquivar las balas y volar atrás de su adversario, logrando derribar el avión de guerra FG-1 con matrícula FAS-203, piloteado por el capitán Guillermo Reynaldo Cortés.

Ya han pasado 50 años de esta gesta heroica protagonizada por el capitán Soto. Una persona muy recordada por familiares y seres queridos, quien después de servir a la patria en la guerra, piloteó aviones comerciales en la aerolínea hondureña Sahsa, cumpliendo horas de vuelo y continuando sirviendo al país en el transporte aéreo público.

En nuestros días, cuando queremos referirnos a héroes no los podemos encontrar, porque los que se suponen deben serlo, son nuestros diputados, llamados “los padres de la patria” quienes protagonizan actos inmorales dentro de las sesiones del Congreso Nacional, dando a relucir su poca educación e irrespeto por el pueblo hondureño, al que deben el honor de su trabajo, en poder hacer leyes que beneficien a los más necesitados.

¿Cuanto tiempo debemos esperar para que los hondureños podamos tener a verdaderos héroes nacionales que luchan con valentía y coraje como lo fue el capitán Soto? Esta es una interrogante cuya respuesta parece no estar muy clara, porque nuestros políticos no son vistos como verdaderos servidores del pueblo y quienes amen al país, más bien ellos luchan por sus intereses comunes, no por un verdadero amor a Honduras.

Este día se hizo un homenaje en un centro comercial de Tegucigalpa al capitán Fernando Soto Henriquez, mostrando una fotografía junto a su corsario de guerra y una estatua de cobre para recordar a este héroe nacional, quien luchó valientemente por su patria, y una habilidad como piloto que será difícil de igualar.

 

 

 

 

 

You may also like

Declaran culpable por tres delitos a la exprimera dama Rosa Elena de Lobo

El Tribunal en Materia de Corrupción ha declarado