Los tesoros perdidos del Museo del Hombre Hondureño

Los tesoros perdidos del Museo del Hombre Hondureño

- in Nacionales, Opinión
0

El pasado jueves 30 de noviembre los capitalinos nos departamos con una triste noticia. Uno de los lugares más grandes de la historia y cultura de nuestro país, había sufrido un devastador incendio, estamos hablando del Museo del Hombre Hondureño (MHH), que inició en 1998 con el apoyo de la Embajada de España en Tegucigalpa y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID).

En horas de la madrugada, las sirenas sonaban en el centro de la capital, despertando a las personas que vivien en los alrededores del museo, sin imaginarse que un siniestro de grandes proporciones estaba consumiendo obras de arte de incalculable valor. Significaba una pérdida de la autenticidad del patrimonio histórico de Honduras.

Más de 70 elementos del cuerpo de bomberos, acompañados por 16 unidades contra incendios, lucharon durante largo rato, para sofocar las incandescentes llamas que consumían el edificio, que según las autoridades quemó un 80 % del lugar.

El Museo del Hombre Hondureño estaba ubicado en la avenida Cervantes, en una casa con mucha historia para Honduras, ya que fue construida en el año de 1876,  hogar del escritor y político Ramón Rosa, un destacado abogado, periodista, político y escritor liberal de la segunda mitad del siglo XIX.

Este lugar llevaba varios años exhibiendo partes culturales de nuestra patria, contaba con tres salas de exhibiciones pictóricas de artistas del pincel hondureño. La Biblioteca Reina Sofía, cuyo nombre proviene en honor de su Majestad doña Sofía de Grecia, Reina de España, el cual fue inaugurado el 13 de agosto de 2008.

Pérdidas irreparables

Es de lamentar que Durante el siniestro, se perdieron al menos 400 volúmenes de los documentos originales de épocas de la colonia española, los cuales fueron donados al gobierno hondureño. Nuestro país tenía el privilegio de ser el único en América Latina en tener tan preciados documentos.

Otra de los tesoros que se perdieron en la catástrofe fueron tres pianos; uno perteneció a Carlos Harting, compositor de la música del Himno Nacional de Honduras, otro le pertenecía a la embajadora “Lupita” Carías, y el último era propiedad del Museo.

Algunas de las piezas de arte que se encontraban dentro del edificio, fueron creadas por destacados escultores hondureños como: Alex Cano, Lety de Oyuela, y de Miguel Ángel Ruiz Matute, además de Pablo Zelaya.

El edificio sufrió severos daños en salones donde se realizaban talleres artísticos para niños y jóvenes, conferencias, presentaciones de libros, cuya información era propicia para el incentivo de la mente de la juventud hondureña, tan dañada en nuestros días y urgida de aprender y conocer sobre el arte y la cultura.

Antes de este incendio, las instalaciones fueron objeto de restauraciones en los últimos años, valorados en siete millones de lempiras, realizadas con fondos del Instituto de Desarrollo Comunitario de Agua y Saneamiento (Idecoas).

El MHH fue declarado por la UNESCO como un patrimonio de la humanidad. Sin duda, una pérdida irreparable no solo por nuestra historia, sino para el mundo.

Cuanto pesar da saber que un lugar tan preciado y rico en cultura e historia, fue consumido por las llamas que arrasaron con gran parte del edificio, cuyos culpables  y el origen del mismo, es de desconocimiento por las autoridades.

Esta catastrófica tragedia ha pasado desapercibida por muchos hondureños, sin imaginar lo que esto representa. Años de esfuerzo intelectual, conocimiento y trabajo, se echaron a perder en cuestión de minutos.

Como hondureños debemos valorar lo que tenemos en cultura y arte. Debemos poner más atención ante tan preciados edificios que contienen un gran valor artístico, que sirven para presentes y futuras generaciones. Que esta lamentable tragedia nos sirva de lección para guardar de mejor manera piezas y documentos irreparables para Honduras y la historia de la humanidad.

Hebert Maradiaga

Periodista

You may also like

Hernández Alcerro lamenta que por la violencia se traten de resolver la crisis

El ministro coordinador del gobierno, Jorge Hernández Alcerro,